jueves, enero 24, 2013

Vuelta a Langreo. 69km, 4.900m desnivel acumulado


Tras comenzar el año escalando en Andalucía y encadenando un par de vías de octavo de primera letra, vuelvo a las sesiones de tablón, al segundo día de resina ya tengo molestias en un dedo, seguramente debido a sobrecargas y falta de descansos, para evitar focalizar el dolor en un punto, qué mejor que cambiar de tercio para que duela el cuerpo entero…

Antes de fin de año, en una cena con Damián, nos vamos comentando los propósitos deportivos para este año. A la tercera copa de vino todo es fácil, cuando se lleva un par de botellas empieza lo peligroso…que si entramos por aquí y salimos por allí, que si subimos esto y depaso lo otro, todo es fácil y está chupado…en un par de horas podemos organizar proyectos para toda una vida…

Vamos a por la primera del año, no hay condiciones para el hielo por lo tanto Damián está libre, un día de tiempo más o menos estable, en el recorrido nos vamos a encontrar barro y nieve, los dos hemos corrido y entrenado las dos jornadas anteriores…vamos a ponernos a prueba, vamos a realizar la vuelta a Langreo. En un folleto que edita el Ayuntamiento de Langreo para este recorrido dice que son 65km aproximadamente, el cálculo es sobre plano, calculamos aproximadamente 69km con un desnivel acumulado de 4.900 metros.

Hace años, encontré en casa una partida de nacimiento de mis bisabuelos  paternos Demetria y Maximino, decían lo siguiente:
Demetria, nacida en 1875 en Pajomal (Langreo), sus padres Ramón en Ciaño (Langreo) y su madre Josefa en Pajomal (Langreo), abuelos paternos Julian de Ciaño y Teresa de La Armada (Langreo), sus abuelos maternos Juan de Pajomal y María de Las Piezas (Langreo).
Maximino, nacido en 1870 en La Felguera (Langreo), sus padres Segundo y Enemesia de Pajomal, abuelos paternos Francisco y Josefa de Pajomal, maternos Ángel y Manuela de Ampuero.
Mi abuelos Aurelio (hijo de Demetria y Maximino) y Angelina nacidos en La Felguera y Ciaño, mi padre Aurelio nacido en La Felguera, mi madre por suerte no, yo nacido en Sama de Langreo y vivo en La Felguera…

Damián, también su familia es de Langreo, reside en La Felguera.

Todo esto son motivos suficientes para hacer lo que nos gusta alrededor del entorno de donde somos y vivimos (que son dos cosas bien diferentes).

Aparcamos un vehículo en el Polígono de Riaño II, al lado de la gasolinera, más o menos es las mitad del recorrido, dejamos en el mismo comida y ropa para cambiarnos, con otro vehículo vamos hacia Sama, lo aparcamos en el aparcamiento que hay tras el Sanatorio Adaro, allí comenzamos a correr, dirección Ciaño, cuando llegamos al Pozo María Luisa giramos a la derecha dirección Navaliego. Todo el recorrido está muy bien señalizado con marcas amarillas y blancas, nosotros tenemos que seguir las de Vuelta a Langreo PR AS-44. En Navaliego nos recibe en su casa Arturo, un café y  unos chupitos de la pócima de Amstrong para darlo todo en el recorrido. 


Nos despedimos dirección al Picu Les Cruces, nos metemos 750m desnivel para bajar el desayuno, a partir de 850m hay nieve, el día está perfecto para lo que queremos hacer, en la Cordillera vemos que está el palomo bien sujeto, así como en el Aramo, bajamos hacia la Campa Urbiés y nos subimos al Picu Cugullu, máxima cota del recorrido, 1021m, pasamos por el Picu Espines y entre nieve y barro cogemos la pista y carretera que baja hasta Santu Miyanu, paradina para comer unas barritas.








Vamos hacia San Tirsu, primero por carretera en ascenso, posteriormente pista que desciende por un bosque reforestado, baja bastante para volver a subir posteriormente por un bosque autóctono, aldea de Trapa y hasta San Tirsu.


Subida a saco, primero por pista después por camino muy “pindio” por bosque, cuando este termina, pista hasta el Picu Picaxu, desde aquí se ve perfectamente Oviedo, valle del Caudal, Gijón, el Sueve, y una gran parte de la Cordillera.





Bajada por pista muy embarrada que parece que nunca se termina hasta Llantamartín, luego por carretera y caminos hasta el Visu, nos desviamos un par de Kilómetros hasta donde tenemos la furgo aparcada para cambiarnos de ropa, calzado, comer algo y vuelta a empezar. Llevamos 5 horas para unos 37 km más o menos.
Vamos al Palacio de Villa y subimos a saco dirección a La Teyerona, pasamos por debajo de la cumbre del Picu Villa, cruzamos La Teyerona, La Bobia y L’Azorera.

Seguimos por carretera y caminos embarrados cruzando L’Acebal, San Xusto, El Campu La Carrera y cogemos un camino pista que nos baja hasta que llegamos a la carretera de La Gargantada,  uno metros hacia arriba por ella y giramos a la derecha por otro camino que nos baja hasta la carretera de Tuilla, en La Moral, aquí creemos que ya lo tenemos chupado, pero no va a ser así. Subimos por carretera dirección a Baeres de Baxo, un potente desnivel, que lo tenemos que volver a bajar dirección a La Braña, desde aquí primero a El Ciacar por caminos embarrados y un poco de asfalto, para seguir por caminos “pindios” hasta llegar al Picu Ciacal, bajamos y subimos a La Turubiella, ya es de noche, solo tenemos un frontal, me dejé el mío en el coche, por pistas bajamos a El Camonal, aquí nos volvemos a meter en un bosque, sin ver un pijo, todo embarrado y sin saber donde estamos, vamos viendo de vez en cuando marcas, pero entre ellas hay momentos de dudas, vemos a lo lejos alumbrado público, llegamos a Pajomal, de aquí a Ronderina, otro camino a Rondera, y bajamos ya por asfalto a La Montera en Sama, pasamos el puente y llegamos a donde empezamos, diez horas y media para el recorrido completo, agotados físicamente pero contentos de empezar bien el año. Unos 69 km con 4.900m desnivel acumulado, un sube y baja constante.

Una buena forma de recorrer los mismos caminos que nuestras familias recorrieron en su vida.

Ahora además de tener molestias en el dedo, también las tengo en las piernas y espalda…

4 comentarios:

GuitarraNalón dijo...

Como dices, vaya buena manera de empezar el año :)

Alberto Boza dijo...

Saludos.

A.B.

Unai Martinez dijo...

Yeah. Felicidades!!!

Alberto Boza dijo...

¿Cómo tira la tierra, verdad? Estuve por Madrid esta semana currando, pero me ha sido imposible escaparme y entrenar unas horas en The Climb, una pena, para otra ocasión. Saludos Unai.